Direcciones IP y enrutamiento

Los conceptos mas complejos de IP son el direccionamiento y el enrutamiento . El direccionamiento es la forma de asignar una direccion IP , como se dividen y se agrupan subredes de equipos.
El enrutamiento consiste en encontrar una vía que conecte una red con otra y aunque esto es llevado a cabo por todos los equipos , esta acción es realizada por enrutadores , es decir, ordenadores especializados en recibir la información por las distintas interfaces de red también proporcionan seguridad y mas eficacia en la utilización de los recursos.

Dirección IP

Artículo principal: Dirección IP
Es un numero que identifica una interfaz de un ordenador dentro de una red que utilice el protocolo de Internet y este corresponda al nivel 3 del modelo de referencia OSI.
Este número no podemos confundirlo con el de la dirección MAC que es un numero físico que es asignado a la tarjeta de red , mientras que la dirección IP se puede cambiar.
Esta direccion es muy utilizada para conectarse desde casa a Internet.
Esta puede cambiar al reconectarse y se le denomina IP dinámica .
Hay algunos sitios de Internet que necesitan estar conectados siempre , estos tienen una dirección IP fija , es decir, no cambia nunca . La IP fija es utilizada por servidores de red , webs ...etc.

Enrutamiento

Artículo principal: Enrutamiento

Es el mecanismo por el cual , en una red , la información llega desde su origen hasta su destino final , siguiendo un camino a través de la red .En una red grande o conjunto de redes el camino hasta llegar a su destino puede llevar muchos nodos intermedios.
Asociado al encaminamiento existe el concepto de métrica, que es una medida de lo "bueno" que es usar un camino determinado. La métrica puede estar asociada a distintas magnitudes: distancia, coste, retardo de transmisión, número de saltos, etc., o incluso a una combinación de varias magnitudes. Si la métrica es el retardo, es mejor un camino cuyo retardo total sea menor que el de otro. Lo ideal en una red es conseguir el encaminamiento óptimo: tener caminos de distancia (o coste, o retardo, o la magnitud que sea, según la métrica) mínimos. Típicamente el encaminamiento es una función implantada en la capa 3 (capa de red) del modelo de referencia OSI.